La entrega de premios, que fue entregada por la actriz Ana Duato – La Fundación Vicente Ferrer se llevó el segundo lugar

El pasado sábado tuvo lugar un importante acontecimiento en la localidad de Madrid: la entrega de premios que la reconocida actriz Ana Duato encabezó. Este acto que contó con la presencia de grandes personalidades del mundo artístico y social, se celebró para conmemorar el 12 aniversario de la Fundación Vicente Ferrer.

Durante el evento se otorgaron varios premios por diversos logros a lo largo de los últimos años en temas relacionados con el desarrollo humano, entre ellos, el segundo lugar fue para la propia Fundación Vicente Ferrer. Esta fundación es una ONG dedicada a mejorar las condiciones de vida de la población más desfavorecida de la India, el objetivo es prestarles educación y asistencia sanitaria, gracias al trabajo que llevan adelante muchas personas voluntarias.

Ana Duato fue la primera en saludar a esta organización durante su discurso. “Estoy orgullosa de colaborar con este proyecto y dar mis felicitaciones a todos los que trabajan día a día para mejorar la vida de tanta gente desfavorecida” fueron sus palabras.

Por su parte, los representantes de la Fundación Vicente Ferrer recordaron que lo principal no es obtener premios o galardones, sino ayudar cada vez más personas; “Cualquier iniciativa que se lleve a cabo es bienvenida” comentaron.

Este reconocimiento para la Fundación Vicente Ferrer avala y reconoce el gran esfuerzo que miles de personas realizan a diario para frenar las situaciones de pobreza extrema y mejorar las vidas de quienes no tienen voz.

Anoche la actriz Ana Duato orgullosamente entregó los galardones de la Fundación Vicente Ferrer en el Palacio de Congresos de Madrid. Esta Fundación ha venido trabajando incansablemente durante más de diez años para mejorar la calidad de vida de los aldeanos indios.

En el certamen escolar, el segundo lugar fue otorgado a la Fundación Vicente Ferrer, quien recibió un cheque simbólico y un diploma en reconocimiento a su buen trabajo. Al director de la Fundación, Sr. Juan Marín, le fue otorgada una placa conmemorativa por parte de la actriz.

A lo largo del día hubieron otras presentaciones y conferencias sobre el impacto global que esta noble causa tiene para India. Los asistentes al evento estaban muy motivados por el cambio que están haciendo aquellos que han decidido invertir en un mejor futuro para las próximas generaciones.

La actriz Ana Duato destacó que “la labor que éstas personas desempeñan es noble y admira su dedicación y trabajo para mejorar la sociedad”. Ella felicitó a todos los participantes por su logro y les agradeció el apoyar causas tan nobles como esta.

Aunque la Fundación Vicente ferrer no se llevé el primer lugar, su participación fue reconocida y valorada como un gran esfuerzo por parte de todos sus seguidores y voluntarios . Fue una noche llena de orgullo y satisfacción que no se nos borrara fácilmente.

La actriz española Ana Duato ha interpretado un papel importante en el mundo de la filantropía al entregar el premio a la Fundación Vicente Ferrer por su trabajo humanitario durante la entrega de premios celebrada en Madrid. El premio fue presentado por la actriz española como reconocimiento a la Fundación Vicente Ferrer y su trabajo para ayudar a mejorar las condiciones de vida de personas con necesidades en zonas rurales de la India.

El jurado destacó la gran labor social que desempeña la Fundación Vicente Ferrer en los últimos años, ya que ha transformado miles de vidas gracias a sus programas de salud mental, educación, desarrollo económico y acceso a los derechos. Durante su discurso, el director de la fundación, Javier Marías, resaltó el esfuerzo que se ha invertido para mejorar la calidad de vida de innumerables indios y situar a su región como uno de los mejores destinos turísticos del país asiático.

Acting Duato expresó su satisfacción por entregar el premio y aseguró que era un orgullo reconocer el trabajo realizado por esta organización sin ánimo de lucro en el país. Por todo ello, la Fundación Vicente Ferrer hizo historia al recibir el segundo lugar durante esta ceremonia, demostrando que cuando se trabaja con un propósito común, todos los esfuerzos merecen ser premiados.